Al Collado de los Grillos

Al Collado de los Grillos

Por: Carlos Tormos

Para la siguiente ruta necesitaremos, aproximadamente, unas tres horas y no tiene gran dificultad. Para los que quieran una variante más dura, puede realizarse a la inversa, afrontando de subida la Costereta Blanca. Como para tantos otros vecinos, Carlos Tormos, acompañado por un grupo de amigos de unas 12 personas, aprovecha todos los fines de semana que puede para recorrer los parajes de nuestro término.

Una de sus rutas favoritas es esta senda clásica por el Collado de los Grillos. Así, llegamos en coche hasta el cruce de caminos, conocido popularmente entre el mundo montañero como el cruce de los cuatro caminos, situado en el collado Llauri, al inicio de la pista que sube al Alt de Cárdenes. Allí nos desviaremos a la derecha hasta llegar a una antigua casa de labranza llamada la casa de Samuel, donde aparcaremos el coche. Caminando hacia arriba encontraremos a unos doscientos metros dos caminos.

Elegimos el de la izquierda, sorteando una cadena, y atravesamos una finca conocida como La Costa. Dejamos la casa de la finca a la derecha y continuamos por el camino, entre bancales de almendros, primero, y entre la pinada después, hasta que encontramos una intersección con el camino que sube de la Casa del Indio. Giramos a la derecha y subimos: nos habremos situado en el conocidísimo GR 7, que nos lleva hasta la vecina Castalla, subiendo la conocida costera de les Fermoses.

Es una subida de unos 40 minutos sin gran dificultad. Tras ello, estamos en un replano conocido como Collado de les Fermoses y ya a 970 metros de altitud continuamos la pista forestal, siempre siguiendo las indicaciones blancas y rojas que nos indica el GR. Caminamos unos 30 minutos, en los que contaremos hasta tres desvíos a la izquierda que no hay que coger. El que nos interesa ahora es el cuarto desvío al a izquierda, en el Clot del Moro, que en su inicio, para que nos sirva de referencia, tiene un gran matorral de coscojas.

Por aquí continuaremos unos veinte minutos hasta llegar al camino que desde Castalla llega hasta la Casa de la Finca de les Fermoses, que hoy se encuentra completamente en ruinas. Es de destacar en esta antigua casa el aljub circular, con cúpula de unas extraordinarias dimensiones, en buen estado de conservación; hace años veríamos también una antigua ermita, que hoy se encuentra completamente destruida (una lástima, esperemos que esta generación, y las que vendrán, luchen por mantener el patrimonio rural).

Desde la casa se ve al oeste una espectacular foia de almendros, con espléndidos ribazos, algunos del tiempo de la ocupación árabe. Vale la pena venir en la primavera, en los meses de marzo y abril, para ver la floración espectacular de esta vallada. Por tanto, un sitio ideal para un nutritivo almuerzo montañero. Lo siguiente es pasar la casa y avanzar hasta encontrar dos caminos; cogemos el de la derecha que es un camino agrícola de la finca de les Fermoses, que atraviesa por su parte superior toda la foia de almendros.

Continuamos por aquí unos veinte minutos, pasando al lado de una charca abrevadero para los animales, hasta que, más adelante, encontramos una triple bifurcación. Por la derecha ascenderíamos por un camino hasta la replana de la Font del Llop, en el término municipal de Castalla. Por el central llegaríamos a la cumbre del Xococalte y el de la izquierda es un camino sin salida construido para la extracción de los pinos en los años 70. Hemos llegado, entonces, al Collado de los Grillos.

Ahora volveremos a la Casa de les Fermoses siguiendo el camino por el que vamos y llegaremos de nuevo a la Casa, en el que encontramos un tronco de pino grande. Pues bien, desde este pino sale la senda que nos conducirá a la Costereta Blanca, y que no tiene ninguna complicación (excepto en días lluviosos, que se convierte en un lodazal), aunque hemos de fijarnos en tomar la bifurcación a la derecha, señalizada con un pequeño montículo de piedras.

Continuamos bajando y encontramos un pequeño pozo de agua con un abrevadero para el ganado, se trata del Pouet de Jesús. Tras andar diez minutos iremos a salir a la pista inicial y volveremos por la Costa a la Casa de Samuel desde donde partimos.

0 COMENTARIOS

Escribe un comentario

    Tu email no será publicado. Campos requeridos marcados con *

    Cancel reply

0 comentarios